lunes, abril 15, 2024

La Basílica Catedral de Arequipa: Joya arquitectónica de la ciudad

Miles de arequipeños seguramente han iniciado su fe católica en la inmensidad de la Basílica Catedral de Arequipa y quizá no haya un solo residente o extranjero que no atesore una fotografía con esta joya arquitectónica ubicada en el corazón del centro histórico de la ciudad.

TAMBIÉN PUEDE LEER: 6 de febrero de 1825: El día que Arequipa juró fidelidad a la independencia del Perú

El monumental edificio religioso ocupa todo el lado norte de la plaza de armas y fue construido a base de ignimbrita (piedra de origen volcánico al que los characatos llaman sillar) con un estilo neorenacentista con cierta influencia gótica.  Su construcción se inició en el siglo XVI junto con la fundación de la ciudad, pero recién en el XVII adquirió su forma definitiva.

La fachada tiene setenta columnas con capiteles corintios, tres portadas y dos grandes arcos laterales alcanzando una longitud de 107 metros. Está rematada por dos altas torres renacentistas y estilizadas con una altura de 43.6 metros.

Imponente uno de los arcos construidos de sillar de la Basílica Catedral de Arequipa.

El altar mayor fue labor del escultor español Felipe Moratilla. Él decidió hacerlo a base del mármol blanco de Carrara, proveniente de las canteras existentes en los Alpes Apuanos, en Italia. La obra fue una donación de los miembros de la familia Goyeneche. Anteriormente, José Sebastián de Goyeneche y Barreda donó una custodia que fue hecha por Francisco Moratillo, padre de Felipe.

El altar mayor de la catedral de Arequipa esta hecho de mármol blanco de Carrara (Italia).

EL MALIGNO DERROTADO

En la nave central de la Catedral destaca el púlpito tallado en madera de encina, una incomparable pieza del artista Buisine Rigot, en Lille, Francia. Este simboliza la victoria de Cristo sobre el maligno que es representado mitad hombre, con cuernos en la cabeza y alas diabólicas mientras la otra mitad es una serpiente enredada en la base de la plataforma.

La nave central simboliza la derrota del maligno.

La iniciativa para que la Catedral tuviera un púlpito partió de Javiera Lizárraga de Álvarez Comparet, quien donó el dinero para el tallado al vender una de sus propiedades. El donativo fue entregado al tesorero del Cabildo Eclesiástico.

Al no existir en el país talladores de alto nivel se decidió que el púlpito fuera hecho en Europa. Se evaluaron propuestas de talleres de España, Italia, Inglaterra, Bélgica y Francia. Finalmente, se decidió por el taller de Lille por su calidad y prestigio.

Javiera Lizárraga de Álvarez, donó el dinero para realizar el tallado.

El púlpito llegó el 25 de noviembre de 1879 a Mollendo y en los primeros días de diciembre llegó a Arequipa en 15 cajones. Fue armado por Eduardo Posignon y Mariano Dámaso Romana, que solo requirieron la colaboración de un carpintero.

EL ÓRGANO DE LA CATEDRAL

Uno de los tesoros que aloja la Catedral de Arequipa es su famosísimo órgano, elaborado en Bélgica por el talentoso Francois Bernard Loret, que con una altura de 12 metros y 1,200 tubos es, junto con otro que custodia la Catedral de San Pedro Apóstol, en Cali, Colombia, el más grande de América del Sur.

Antiguamente, el aire que lo hacía sonar era producido por un fuelle accionado manualmente por una persona mientras era tocado el instrumento, pero en la actualidad, con el adelanto de la tecnología, es producido por un motor eléctrico.

El órgano de la catedral tiene una altura de 12 metros. Es uno de los más grandes en esta parte del mundo.

El instrumento musical de carácter litúrgico llegó a la Catedral el 18 de marzo de 1854 y ha sobrevivido sin daños significativos a los numerosos terremotos que han removido los cimientos de la Ciudad Blanca hasta la fecha.

El Órgano de Loret fue reparado en varias oportunidades. Con el propósito de mantenerlo afinado y evitar su deterioro por falta de uso, es tocado tres veces por semana, aunque para el público solamente se toca en fechas especiales como en Semana Santa y en Navidad.

LA CATEDRAL Y LAS PATRONAS DE AREQUIPA

En la catedral de Arequipa también se puede encontrar una réplica de la Virgen de Chapi considerada la Patrona de Arequipa. A ella la visitan los fieles sobre todo entre el 29 de abril y el 1 de mayo.

En la catedral existe una réplica de la Virgen de Chapi.

Por esas fechas se celebra una fiesta religiosa más importante en la región que moviliza a miles de devotos hacia el santuario de la Mamita de Chapi situado en Polobaya, donde se guarda la imagen original a la cual se rinde culto desde el siglo XVIII.

En tanto, la fiesta de la Virgen Asunta, también patrona de los arequipeños, se celebra el 15 de agosto, mismo día de aniversario de la ciudad de Arequipa.

Altar de la Virgen de la Asunta, patrona de Arequipa, se luce en la catedral.

La festividad se inicia el 1 de agosto con el anuncio de fiesta y durante 16 días se celebra la santa misa, que ofrecen las familias devotas de la Virgen.

La devoción nace el 13 de agosto de 1968 cuando un terremoto originó un tsunami que invadió el anexo de Chule, en San José, Camaná y los pobladores sacaron a la imagen en procesión y en un momento observaron que la virgen había levantado la mano y las aguas del mar se tranquilizaron.

Toda una experiencia es visitar la catedral de Arequipa.
Redacción Tomenota
Redacción Tomenotahttps://tomenota.pe
Portal de noticias sobre Arequipa para el Perú y el mundo. Nos interesa aportar para generar debate y contribuir a la formación de una mejor opinión sobre los temas que afectan a la región.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

LO MÁS LEIDO